Análisis de su audiencia y de su efecto en Vicente Vallés

El pasado lunes 18 de mayo, ‘Pasapalabra’ aterrizó en las tardes de Antena tres. Lo hizo tras un triunfante estreno en prime time (tres.158.000 espectadores y 19,6% de share) y con el reto de lograr progresar los datos de audiencia de las tardes de Antena tres y hacerse un hueco en la parrilla de la cadena. Exactamente una semana tras este estreno es instante de hacer balance y de comprobar si la apuesta de Atresmedia por este concurso ha sido un éxito (al menos hasta ahora). Y es que está claro que en la batalla diaria, esta es una carrera de fondo y el éxito o no del formato se terminará confirmando con el paso de las semanas, cuando podamos analizar la tendencia que tenga el mismo.

Cabe recordar que ‘Pasapalabra’ ha llegado con Roberto Leal al frente y lo ha hecho instalándose en el último tramo de las tardes de Antena 3, como antesala a ‘Antena 3 noticias’. Evidentemente, esta ubicación ha sido de todo menos casual. Es la franja en la que ya se emitía con éxito en Telecinco y teniendo en cuenta el gran arrastre de audiencia que la prueba de «El Rosco» dejaba al espacio que se ofrecía a continuación, era lógico que Atresmedia también quisiese aprovechar ese tirón para el informativo de Vicente Vallés. No hubiese tenido demasiado sentido emitir el programa en una franja del día distinta; nos habríamos encontrado ante un movimiento sorprendente y arriesgado. Además, su llegada ha coincidido con el final de ‘El secreto de Puente Viejo’, por lo que Antena 3 ha aprovechado para restructurar toda su franja de tarde al completo. De esta forma, ‘Amar es para siempre’ sí se ha mantenido en su horario original de emisión pero ‘¡Ahora caigo!’ y ‘¡Boom!’ han adelantado sus horas de emisión para hacer hueco a ‘Pasapalabra’. Atresmedia ha apostado por tanto por un triplete de concursos, una estrategia que con el paso de las semanas veremos si es o no acertada.

¿Cómo ha funcionado?

Pero bien, por ahora y analizando los datos de las primeras cinco emisiones del formato, sí vemos que ‘Pasapalabra’ está funcionando muy bien en Atresmedia. El espacio ha conseguido en su primera semana de emisión una media del 17,3% de share y 1.906.000 espectadores. Un dato muy positivo, especialmente si analizamos lo que anotaba Antena 3 en esa franja hasta ahora. En la temporada 2019/2020 hasta el 15 de mayo se promediaba un 13,3% de cuota de pantalla y 1.765.000 espectadores y con la llegada de ‘Pasapalabra’, el dato ha crecido +4 puntos (17,3%) y +241.000 espectadores (1.906.000). Además, en su primera semana, Antena 3 ha ido recortando distancia con Telecinco con el pasado de los días, hasta marcar una distancia de +0,6 el viernes.

Cabe destacar que el concurso obtiene un mejor dato entre las mujeres (18%) pero ha logrado ser líder en su franja entre los hombres (16,4%), siendo además la opción más seguida entre los mayores de 65 años (23,6% de cuota). En el resto de targets de audiencia, ‘Sálvame Tomate’ sí ha conseguido imponerse a diario sin problema. En cuanto a comunidades autónomas se refiere, ‘Pasapalabra’ obtiene sus mejores datos en Castilla y León (24,3%), Aragón (21,3%), Comunidad de Madrid (20,8%) y Murcia (20,1%) y consigue sus peores índices de audiencia en las comunidades autónomas de Asturias (12,9%), Cataluña (13,3%) y Canarias (15%). Lidera en Madrid, Castilla La Mancha, Aragón, Baleares y Castilla y León.

Así ha mejorado el informativo de Vicente Vallés

Como era previsible, «El Rosco» es la joya de la corona del concurso y es que la prueba final del espacio ha logrado ser líder cada día (20,7%, 19,2%, 19,4%, 19,9% y 19,9%) algo que sin duda ha beneficiado especialmente al informativo conducido por Vicente Vallés. Mientras que en la temporada 2019/2020 hasta el 1 de mayo, ‘Antena 3 noticias 2’ lograba una media del 13,6% de share y 2.139.000 espectadores, el dato ha crecido en +2,7 puntos tras la llegada de ‘Pasapalabra’ (16,3% y 2.190.000 espectadores). El cómputo global, el informativo ha liderado con una media en las cinco emisiones del 16,3% frente al 16% de ‘Informativos Telecinco 21h’ y ha cerrado la semana con su cuota más alta en más de 10 años (noviembre 2009).

Clave del éxito: mantener la esencia de ‘Pasapalabra’

Está claro que ‘Pasapalabra’ es un éxito en Antena 3; se ha conseguido replicar el buen rendimiento que ha tenido Telecinco en los últimos años. Parece evidente que los espectadores han entendido que nos encontrábamos ante el mismo concurso que veían en Mediaset y rápidamente ha optado por reengancharse a él aunque sea en otra cadena. El mérito de esta reacción reside esencialmente en la forma en la que el concurso se ha llevado a Atresmedia. Los responsables de la cadena optaron por contar con prácticamente todo su equipo original en esta nueva etapa; la idea siempre ha sido llevar ese ‘Pasapalabra’ que arrasaba en Telecinco a las tardes de Antena 3 y qué mejorar forma de hacerlo que con los profesionales que han trabajado en él durante años. Era la mejor opción para intentar mantenerlo casi intacto en la nueva era.

Para ello, también se ha apostado por mantener las mismas pruebas (entre las que evidentemente no podía faltar «El Rosco»). Aunque se podría haber planteado la opción de renovar la mayoría de estos retos, mantenerlos tal cual era también beneficioso para que el espectador entendiese que este era el ‘Pasapalabra’ de siempre. Algo que ha sucedido también con la imagen y escenografía del programa; ambas han sido renovadas, mejoradas y modernizadas pero guardan muchas similitudes con lo que podíamos ver en Telecinco. Un logotipo muy similar, misma gama de colores utilizada y un plató con una estructura parecida. Una vez más se cumplía el patrón: que ‘Pasapalabra’ en Antena 3 tuviese la esencia de lo que el espectador veía en Telecinco.

Roberto Leal, una acertada novedad

Otro punto a favor sin duda ha sido la elección de su presentador. Roberto Leal es un rostro conocido, que transmite simpatía y espontaneidad y que sin duda ha sabido conectar desde el primer minuto con el público de ‘Pasapalabra’; es innegable que funciona. Él es también responsable de este éxito al igual que lo es la franja de emisión elegida para el programa. El público ha vuelto a esa cita diaria con el concurso que ahora conduce Roberto Leal. Su ubicación en la parrilla no tiene pérdida ninguna: el programa se emite en la hora previa al informativo, como ha sucedido siempre, desde hace muchos años. Algo que parece que el espectador ha aceptado, viendo el rendimiento del formato en su primera semana.

La respuesta de ‘Sálvame Tomate’

La llegada de ‘Pasapalabra’ tuvo varias respuestas por parte de Telecinco. Por un lado, se optó a utilizar ‘Sálvame Tomate’ como gran arma contra el concurso y especialmente contra «El Rosco». De esta forma, mientras que durante toda la pandemia del coronavirus el informativo de Pedro Piqueras ha arrancado a las 20h45, días antes del estreno de ‘Pasapalabra’ en Antena 3 se optó por recolocar el espacio a las 21h00. ¿El objetivo? Parecía claro; aprovechar ‘Sálvame’ para que la audiencia se quedase atrapada hasta pasadas las 21h00 y de esta forma no optase por ver «El Rosco». Una forma de intentar que no hubiese una fuga de espectadores en el tramo más importante del concurso de Antena 3, sin duda. Prueba de ello es que el programa ha ido retrasando su final para así conseguir que la audiencia no cambiase a «El Rosco» en ningún instante.

Paralelamente, y asimismo para llamar la atención de los espectadores, Mediaset anunció que el lunes 18 de mayo se iba a lanzar «la madre de todas las bombas» en ‘Sálvame Tomate’. Tras una tarde repleta de cebos y mucha intriga, lo único que pudieron ver los espectadores ese día fue el regreso de Kiko Hernández con un cofre que contenía exclusivas que nunca habían visto la luz en el espacio de Mediaset. Ese día se reveló que existía un polígrafo secreto a Lydia Lozano sobre el caso de Ylenia Carrisi… un polígrafo que no ha llegado a ver la luz. Pese a ello, en días posteriores sí se han ido dando diferentes exclusivas cada tarde, habitualmente relacionadas con rostros del espacio. De esta forma, se ha querido crear en el espectador la necesidad de ver día a día la edición ‘Tomate’ del magacín de La Fábrica de la Tele para descubrir «la bomba» que se lanzase día a día. Pese a ello, y como era previsible, no nos hemos encontrado con grandes exclusivos que hayan revolucionado el planeta de la prensa rosa.