'Better Call Saul': Bryan Cranston y Aaron Paul están

A lo largo de sus 5 temporadas, ‘Better Call Saul’ ha conseguido forjar un estilo tan embriagador como el de ‘Breaking Bad’ sin prescindir de tener personalidad propia. Por eso será una labor enorme para su equipo de argumentistas encajar el final del spin-off, que va a tener sitio en su sexta temporada, sin perder esa esencia a base de homenajes superfluos a la ficción matriz. Aun de esta forma, hay una puerta que siempre y en toda circunstancia se sostiene abierta: el regreso de Walt y Jesse.

Aunque la cronología primordial de ‘Better Call Saul’ discurre ya antes de los acontecimientos de ‘Breaking Bad’, al lado de los saltos al futuro del arranque de cada temporada y alguna visita al despacho de Saul Goodman en la serie original, no sería de extrañar que los escritores se las apañen para integrar de forma justificada los cameos de Bryan Cranston y Aaron Paul. De hecho, el regreso de Vince Gilligan a la mesa de argumentistas dirigida por Peter Gould invita a meditar que va a haber sorpresas en la tanda final de capítulos, cuyo estreno está previsto para 2021.

Y por si acaso hubiese alguna duda a este respecto, los dos actores han confirmado que están abiertos a reanudar sus icónicos papeles tras el estreno de ‘El Camino’ en el mes de octubre de 2019. «Siempre nos preguntan si Jesse y Walt van a aparecer en ‘Better Call Saul’. No sé cuántas veces debemos decirle a Vince que estamos dispuestos para hacerlo. Creo que ya no nos quiere,» apuntaba Cranston en un directo en Instagram de Paul, como recoge ComicBook.

Al final del camino

El cosmos de ‘Breaking Bad’ prosigue más vivo que jamás y, pese a las dificultades temporales, Paul asimismo se mostraba predispuesto a protagonizar una aparición singular en ‘Better Call Saul’: «No sé de qué manera podrían aparecer. Ya lo vamos a ver, quién sabe. Pero si Vince llama a nuestras puertas, afirmaríamos que sí en un instante.» A lo que un juerguista Cranston respondía haciendo alusión a la realidad social que vivimos a lo largo de la pandemia de coronavirus: «No, yo le diría, ‘¿Qué demonios haces aquí? Estamos en cuarentena. ¡No llames a mi puerta!'»