Chelo García-Cortés, perseguida por el cobrador del Frac en Mediaset para saldar una deuda con La Muralla

*En elaboración

Es innegable que es inverosímil de imaginar lo que cada tarde sucede en ‘Sálvame’ de Telecinco y prueba de ello es lo que ha vivido este jueves 23 de julio la colaboradora del espacio Chelo García-Cortés. La periodista ha llegado a las instalaciones de Mediaset España y se ha antagónico con el temido por muchos cobrador del Frac. ¿Por qué ha acudido este figura a su oportunidad del trabajo? La respuesta es sencilla: cobrar una deuda que esta mantendrían con los dueños del bar La Muralla, el icónico oportunidad cercano a las instalaciones de Mediaset en el que asiduamente se reúnen los colaboradores del espacio.

Tal y como se ha recordado en el software de Telecinco, el pasado viernes 17 de julio, Kiko Matamoros reveló que Antonio David Flores acudió inmediato a la periodista a ese oportunidad y esta no pagó 2,5 euros del menú que consumió. «Esta señora se hizo un simpa por toda la cara», afirmó Matamoros, poco que esta no dudó en desmentir tajantemente. García-Cortés explicó que ella entregó un vale-comida equivalente a nueve euros, un cuantía inferior a lo que ella terminó consumiendo en el oportunidad; por ello está convencida que no debe ni un solo euro y por ello se niega a pagarle.

Chelo rompe a gemir

Una explicación que parece que ha creído de poco al cobrador del Frac que no ha dudado en sentarse al banda de la colaboradora durante la teledifusión de ‘Sálvame’, para conseguir que esta pague los 2,5 euros que debe. Un momento que sin duda ha puesto especialmente nerviosa a la esta, que no ha podido evitar romper a gemir, tal y como ha explicado María Patiño. «A ella le da vergüenza el hecho de que el público realmente crea que es una persona morosa (…) y en mi experiencia, ella es todo lo contrario».