‘Crónica Robinson’ se despide por todo lo detención con la mejor figura que podría poner el corchete de oro a este exitoso software: el propio Michael Robinson. Se alcahuetería de un homenaje del que él fue partícipe, pues grabó su entrevista el 15 de abril de 2020, falleciendo escasos días posteriormente, el 28. Para presentar este documental que es un regalo para los amantes del comunicador y del formato, se han reunido en el plató sus compañeros y familiares para contar todos los detalles.

Carlos Martínez, compañero de Michael durante más de treinta primaveras, ha sido el encargado de presentar y moderar la presentación del documental, quien encima asegura que el homenajeado «ha sido un personaje importantísimo para esta casa, para el deporte y para la comunicación». Será el 29 de octubre cuando el conocido pueda disfrutar del documental, habiendo pasado seis meses del fallecimiento: «Hemos tenido que esperar un poco para quitar el calor original del impacto de la homicidio», verbaliza Martínez. «Va a hacer 6 meses desde que nos dejó y la ojeada de este crónica nos permite estar hablando con sonrisas, con esa ánimo que transmite el documental, con esa forma que tiene de comunicarse para despedirse de nosotros», añade Bropi, director de Deportes de Movistar+.

Por otra parte, quien fue su compañero anuncia que esta entrega tendrá una duración peculiar, será una hora y media por una razón fundamental: «Nadie ha querido quitar nadie que fuera interesante». Este capítulo tendrá de subtítulo «Good, better, best», el divisa de Robinson que adquirió de una profesora de escuela de Inglaterra, que al ponerlas en la pizarra quedaron grabadas en la mente de un pibe que quería aprenderlo todo, pero asimismo ser futbolista del Liverpool.

Surge tras un descalabro emocional

Luego de platicar de tanta familia relacionada con el mundo del deporte en ‘Crónica Robinson’ es interesante aprender cómo surge la idea de asignar una entrega a su protagonista: «Nació cuando Michael tuvo un descalabro emocional con el final de ‘El día posteriormente’. Nos tocó coger los trozos de Michael», recuerda Álex Martínez Roig, Director de Contenidos de Movistar+. Por otra parte matiza que tuvo dos momentos duros en su carrera: «Su daño de rodilla en Osasuna, que acaba con su carrera como deportista y cuando acaba ‘El día posteriormente'».

Martínez Roig se siente muy orgulloso del resultado del documental, pues «este crónica es la columna vertebral, el eucaristía de lo que somos: emoción, calidad, entretenimiento y compromiso. Eso que Robinson llevaba en el ADN se ha esparcido por toda nuestra propuesta», comenta, refiriéndose al resto de espacios de Movistar+. «Es un ligadura utópico consumir con un ‘Crónica Robinson’ sobre él. Ahora vamos a tener el lucha de nutrir el nivel», dice convencido el director, que informa que a partir de ahora desaparecerá ‘Robinson’ del nombre y pasará a llamarse ‘Crónica +’.

«Michael era el compendio de estilo»

Por su parte, Luis Fermoso, Subdirector de ‘Crónica Robinson’ desde 2007, está muy orgulloso de todo lo que ha aprendido del protagonista: «Michael era el compendio de estilo para nosotros», afirma y anuncia que «quien vea esta entrega peculiar, «se va a encontrar con la historia de un tío irrepetible, estando en todas las partes de su vida». Cumplió sueños, forjó amigos, se dejó una rodilla, reveló su ética, provocó carcajadas, enseñó a comunicar. Y cuando las parte de los médicos se volvieron sombrías, el Inglés mantuvo su dignidad y su sonrisa.

La entrega dedicada a Robinson «apetece verla con papel y lapicero porque hay una serie de frases que vamos a querer hacer nuestras«, cuenta convencido Fermoso y reitera que «Hay mucha emoción, que es como él comunicaba». Ahora que acaba esta etapa, asegura que lo que quiere hacer ahora es «seguir contando historias y esté donde esté quiero contarlas con el compendio de estilo de Robinson».

Todo un equipo volcado en este documental

En la presentación no han querido evitar los miembros del equipo técnico de este final software de ‘Crónica Robinson’, como Raúl Román, que es redactor y ha estado más de de 20 primaveras a su costado «tratando de transmitir emociones y sensaciones». Román confirma que «este final crónica ha sido el más peculiar, porque era de un personaje muy cercano para nosotros. Al revisionar los archivos se nos removían muchas cosas por internamente».

Román Trinchante, por su parte, es el realizador del software que ha tratado siempre que «las historias fueran interesantes, que alimentaran al cerebro, pero asimismo al corazón». Para el peculiar dedicado a Robinson, «hemos buscado mucho archivo, pero con lo que me silencioso es con conocer mucho mejor a la tribu de Robinson, a sus amigos de Inglaterra», asegura Trinchante.

Con la presencia y el apoyo de la tribu

Liam Robinson y Aimee Robinson, hijos de Michael Robinson, no se han perdido el participar en el documental ni el estar presentes en la rueda de prensa. Para ellos es una satisfacción enorme que se haya rendido este homenaje a su padre tratándose su transmisión de «un día muy peculiar, juntándonos para dar un adiós conjunto», tal y como afirma Liam. «La ola de simpatía que hemos sentido es poco tan precioso y que el equipo nos regale este documental sigue siendo un privilegio«, apoya Aimee, muy sonriente y eficaz.