El polideluxe desvela el origen real de la enemistad entre Lydia Lozano y Antonio David Flores

Antonio David Flores y Lydia Fresco han protagonizado numerosos desencuentros durante la semana por las preguntas que preparó la periodista para su compañero en el entretenimiento de «Quiero pasta» en ‘Sálvame’. Sin confiscación, el enfrentamiento definitivo llegó la tenebrosidad del 7 de noviembre en ‘Sábado deluxe’ donde los dos se sometieron al polígrafo que destapó el origen de su enemistad.

Los colaboradores respondieron a todas las preguntas formuladas por Conchita y esto dejó al descubierto muchas de las viejas rencillas que traen arrastrando desde hace tiempo. Los dos fueron muy amigos en el pasado cuando Antonio David se recorría los diferentes platós de la prensa del corazón para dialogar sobre los conflictos que tenía con la tribu de su expareja, momento en el que Fresco se posicionaba siempre de su parte. No obstante, tal fue la defensa que hizo la periodista a Flores que fue denunciada por Rocío Carrasco y Fidel Albiac.

Fresco tuvo que comparecer a proceso contra la hija de Rocío Cuerpo y aunque ella dio la cara por Antonio David Flores en la televisión, el exconcursante de ‘GH VIP 7’ no se presentó como declarante. Finalmente, la tertuliana perdió el pleito y tuvo que respaldar 100.000 euros a la pareja. Este asunto volvió a salir a la luz cuando preguntaron directamente a Lydia si se estaba vengando de su compañero por no deber ido al magistratura, la colaboradora negó la pregunta y Conchita le dio la razón.

Lydia Fresco pecado a Antonio David Flores de perder el pleito

Por otro banda, la periodista admitió que culpaba a Antonio David por deber perdido el proceso y deber tenido que respaldar tanto pasta a Rocío y Fidel. Los colaboradores no comprendían cómo Fresco no citó directamente al ex Atención Civil como declarante en vez de esperar a que contestase al teléfono para dialogar del asunto y por lo tanto no apoyan los motivos que tiene la periodista para responsabilizar a su compañero de lo ocurrido en el pleito. Sin confiscación, claramente este es el origen de todos sus enfrentamientos, pues aún hay rencor por parte de la tertuliana aunque ella haya afirmado que no ha hablado mal de Antonio David en su vida.