'Esclavas del señor', la nueva comedia de los hermanos Caballero para Mediaset tras 'LQSA' y 'El pueblo'

Mediaset España sigue confiando en Contubernio, la productora propiedad de los hermanos Alberto y Laura Caritativo, para la producción de sus ficciones, y parece que una nueva serie de los creadores de ‘La que se avecina’ se unirá próximamente al gran catálogo con el que ya cuenta el colección de comunicación con sede en Fuencarral.

Según ha podido conocer en monopolio FormulaTV, Alberto Caritativo, Daniel Deorador y Araceli Álvarez de Sotomayor están preparando una nueva ficción que lleva por título ‘Esclavas del señor’, para Mediaset España. Así, esta sería una de las ficciones en la que estaba trabajando el equipo creativo de la productora, tal y como adelantó Alberto Caritativo en una entrevista a este medio. Este supondría un nuevo esquema para el colección de comunicación donde un convento es el ambiente principal, pues ya ocurrió con ‘Hermanas’. Eso sí, el tono de la nueva promete ser mucho más disparatado que la de los 90.

¿Cómo es ‘Esclavas del señor’?

Esta nueva ficción se ambienta en un convento de monjas de clausura que necesita, con emergencia, una reforma. Tras reunirse con diversas entidades de la iglesia, ven inasequible que se les otorgue el patrimonio necesario para la obra, por lo que deberán buscarse, por sí mismas, la forma de recibir la elevada cantidad que necesitan para admitir a agarradera el arreglo del edificio.

Con esta penuria a sus espaldas, las monjas reciben en el convento a Rocío, una nueva novicia. Tras probar diversas formas de financiarse, sin éxito alguno, finalmente será esta nueva elemento de la orden quien les dé la idea definitiva, aunque conveniente loca: podrán recibir el patrimonio necesario para realizar la reforma si se convierten en vientres de inquilinato.

Esta idea revoluciona el convento de en lo alto a debajo, ya que las integrantes se oponen por completo a esta insensatez, aunque la explicación de Rocío parece que tiene sentido: la Virginal María fue el primer vientre de inquilinato de la historia a petición del Espíritu Santo. El problema es que la preparación subrograda es ilegal en España pero, siendo monjas de clausura, ¿quién se va a explicar?