‘Espejo sabido’ vivió uno de sus momentos más tensos el pasado 15 de octubre. En la entrevista original que Susanna Griso realiza a una importante figura, la presentadora acogía a José Luis Corcuera, exministro del Interior durante el Gobierno de Felipe González. Sin requisa, tuvieron que detener la entrevista correcto a que el desfibrilador de este se activó, provocando un importante susto en plató.

Quedando lo sucedido en eso, en tan solo un susto, ‘Espejo sabido’ iniciaba su teledifusión en la mañana del 16 de octubre con la pregunta sobre el estado de lozanía de Corcuera. «Le llamé ayer por la tarde», confirmaba la conductora, que se preocupó por su estado de lozanía tras lo ocurrido en la entrevista, quien confiesa que en un principio se pensó que había un problema con la apero correcto a la sacudida tan resistente que sufrió.

«Fue atendido por los servicios médicos de la casa, se mareó, se fue a ver a su cardiólogo, estuvo un tiempo en reposo, se fue a casa y por la tarde estaba descansando», relata Griso. «Me dijo que estaba adecuadamente, recuperado, que es la segunda vez que le pasaba, que había tenido ya un susto importante caminando, haciendo gimnasia físico, pero que esta vez era la primera que le había ocurrido estando pacífico».

La importancia del desfibrilador

‘Espejo sabido’ ha contado con Héctor Castiñeira, Enfermera Saturada, para musitar de la importancia del desfibrilador automotriz implantable, incluso conocido como DAI. «Si no lo tuviera, se hubiese desvanecido, caído al suelo y si no hay un desfibrilador forastero…«, comentaba el inodoro, que afirmaba que «lo que él tiene actúa cuando hay una situación incompatible con la vida», de modo que, gracias al mecanismo, Corcuera no sufrió un infarto en directo.