Jorge Javier Vázquez da la campanada al decir lo que piensa de Yolanda Díaz realmente

Jorge Javier Vázquez se posiciona políticamente mandando un claro mensaje a la vicepresidenta segunda Yolanda Díaz: “Mi más sincera admiración”

Jorge Javier Vázquez ha hablado sin rodeos sobre su opinión de Yolanda Díaz, vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Trabajo. El presentador, que ya nos tiene habituados a sus posicionamientos y opiniones política, en esta ocasión se ha referido a la gallega, a la que da las gracias “por todo lo que está haciendo”. Es más, el presentador asegura que la líder de Unidas Podemos le ha devuelto la ilusión.

“Sigo a Yolanda Díaz en IG y muchas veces me han dado ganas de escribirle un mensaje por privado para animarla“, empieza escribiendo en su blog para ‘Lecturas‘. Asimismo, aclara que le gusta como la gallega hace política frente a la forma de realizarla de otros: “Me gusta Yolanda. Disfruto cuando la veo enfrentarse a señores encorbatados que la miran como perdonándole la vida“, dice sobre la oposición.

“Disfruto cuando la veo enfrentarse a señores encorbatados que la miran como perdonándole la vida”

Es más, Jorge Javier pone en valor como Yolanda Díaz consigue con datos desmontar el discurso de algunos: “Esos mismos señores que cuando empieza a ridiculizarlos con datos y verdades como puños están deseando que el chaparrón termine cuanto antes para ahogar sus penas en el bar del Congreso o en el del Senado”, declara. Y concluye aclarando que siente admiración por ella: “Más aquelarres y menos perdonavidas”.

No es la primera vez que Vázquez se posiciona políticamente. Hace solo unos meses apareció en Madrid en un acto de Ángel Gabilondo, apoyando sin rodeos al candidato socialista a las elecciones de la Comunidad de Madrid. También habló de Almeida, del que critico que fardara de no hacer nada frente a las subidas del alquiler: “El bonachón, el campechano, el simpático Martínez Almeida se retrata con una sola palabra. Ese ‘nada’ viene a decir ‘me la suda’, ‘paso’ o ’no es mi problema”.

Pero la mayor crítica se la llevó en su día la entonces portavoz del PP en el Congreso Cayetana Álvarez de Toledo. “Me pregunto a qué tipo de gente puede gustarle Cayetana, y me cuesta encontrar la respuesta. Quizás a aquella que disfrute con el dolor”, decía.