'La isla de las tentaciones' renueva por una tercera edición que se grabará junto a la segunda

La actual pandemia del coronavirus que atraviesa todo el planeta tiene en alerta a la TV por lo general y, a la producción de ‘La isla de las tentaciones’, particularmente. Mediaset España se hallaba esperando a que pasara la crisis sanitaria para comenzar las grabaciones de la segunda edición mas ha decidido tomar medidas para eludir que su parrilla se vuelva a ver colgada en un futuro.

Por un lado, existe la posibilidad de que brote un posible repunte de coronavirus próximamente y, por otro, se ignora si va a ser recomendable producir ciertas variaciones de ‘Gran Hermano’ desde septiembre. De paso, esta estrategia dejará abaratar costes de producción.

El reality espectáculo de parejas efectuado por Cuarzo Producciones ha recibido la renovación por una tercera edición ya antes aun de que se grabe la segunda, tal como notifica El Confidencial Digital. Mediaset ha decidido que no precisa testear en antena la audiencia de la próxima edición para encargar una auxiliar que se grabará de forma inmediata ahora.

Al grabar las 2 ediciones de forma sucesiva, cadena y productora reducirán los costos de producción de un programa que fuerza a trasladar a cientos y cientos de personas a República Dominicana y a levantar un set de grabación en un escenario natural. Tal y como adelantó FormulaTV, el reality va a repetir la ubicación de la primera temporada si los permisos para viajar de este modo lo dejan. El rodaje se extenderá de este modo a lo largo de un par de meses.

Sandra Barneda, comunicadora de 2 ediciones

El equipo del programa se halla inmerso ahora en la selección de las nuevas parejas y los solteros que probarán sus relaciones, proceso de casting que ahora demanda duplicar sacrificios. Sandra Barneda va a ser la comunicadora de las 2 próximas ediciones en substitución de Mónica Naranjo, que no consiguió llegar a un nuevo pacto económico con Mediaset. ‘La isla de las tentaciones’ se transforma de este modo en la gran apuesta del grupo para las próximas temporadas tras el enorme fenómeno social en el que se transformaron las primeras entregas.