Lydia Lozano abandona entre lágrimas 'La última cena' tras descubrir la gran traición de Mila Ximénez

Si en la primera entrega de ‘La última cena’ de Telecinco no faltaron las disputas, los nervios, las lágrimas y la rivalidad, en la segunda emisión de este viernes 29 de mayo se volvió a contestar esta situación si bien esta vez los protagonistas del enfrentamiento fueron otros. Todo sucedió a lo largo de la degustación de la cena elaborada por Mila Ximénez y Antonio Montero. Lydia Lozano comenzó molestando a Ximénez al clasificar su arroz jugoso como «caldo de calcetín», algo que no agradó para nada a la cooperadora. Pese a haber criticado fuertemente el plato efectuado por Lozano una semana atrás, esta se quejó del poco respeto que según ella había tenido su compañera por su creación. Pero bien, esta fue solo la punta del iceberg de un enfrentamiento que acabó con una de ellas abandonando el programa.

El espacio emitió una secuencia nueva, grabada a lo largo del cocinado de esa noche, en la que Mila Ximénez dejaba caer que las lágrimas vertidas por Lozano en los últimos días por el caso de Ylenia Carrissi no eran tan sinceras como la audiencia cree y que todo venía pautado por ella misma para capturar al espectador. «Llora a las ocho y diez, mas apacibles, que a las nueve y 5, cuando entra Piqueras, ya no derrama ni una lágrima«, aseveró sin tapujo alguno Ximénez, algo que no agradó para nada a Lozano. Por ello, esta optó por irse al baño con María Patiño para comentar al lado de Nuria Marín lo que escuchaba. Una charla que interrumpió Mila, que no vaciló en presentarse en los baños de Telecinco para charlar de forma directa con Lydia del tema. Ambas comenzaron a discutir y por último Lydia Lozano decidió desamparar el plató para irse a su casa, lo hizo entre lágrimas y muy molesta con su compañera.

La charla en el baño

«Sí, me voy a ir. Yo no voy a arreglar nada con una persona que dice que yo he hecho un numerito ahí», aseveró plenamente indignada Lozano, mientras que sus compañeras procuraban pararla a fin de que no dejara el programa. «Que los lloros están escaletados me parece lo más feo que me han dicho en mi vida», prosiguió diciendo la cooperadora, que no daba crédito a que alguien como Mila, con la que lleva trabajando tantos años, pusiera en duda los sentimientos que expresa cada tarde en el magacín de Telecinco. Finalmente, y a pesar de los intentos de Jorge Javier Vázquez, se fue a su casa, dejando su cena a medias. Algo que no evitó que Mila Ximénez mostrarse su descontento con la actitud de esta.

«Siempre tiene que ser la protagonista (…) siempre está jodida, ¿qué culpa tengo que ahora haya salido el tema de Ylenia otra vez?», aseveró indignadísima Ximénez, que calificó lo que había sucedido como «una falta de respeto de esta niñata». Por último, y con un claro tono irónico, Mila recomendó a los amigos y compañeros de Lydia Lozano que «deberían decirle a la estrella de Mediaset que no debería abandonar nunca un programa porque es una gran falta de respeto». Una aseveración que bien seguro va a tener contestación por la parte de Lydia Lozano en la próxima entrega de ‘Sábado deluxe’ o bien ‘Sálvame’ en la que las dos se hallen. Parece claro que la guerra no ha hecho más que iniciar.