'MasterChef 8': Carlos, expulsado tan solo una semana después de su repesca

‘MasterChef’ dio un giro radical a su formato el pasado 25 de mayo al decidir repescar a un partícipe del casting en vez de a un exaspirante como se ha producido en las 7 ediciones precedentes. Sin embargo, Carlos, el escogido, entraba con desventaja, pues sus compañeros llevaban 7 semanas combatiendo en las cocinas y conocían el funcionamiento mejor que .

Esto acabó viéndose en la prueba de supresión, en donde el jurado decidió que Carlos había de ser el noveno expulsado al no efectuar apropiadamente su plato. Pero recordemos de qué manera fue el comienzo de la prueba. El equipo colorado perdió la prueba de exteriores en la fundación Ronald McDonald, con lo que a Carlos, José Mari, Andy, Iván y Michael les tocaba vestir el delantal negro.

José Mari decidía no emplear el pin de la inmunidad y guardárselo para continuar, por lo menos, dos semanas más en el concurso. Los 5 aspirantes se encaraban a una prueba en la que debían integrar el café, solo que, por resolución de Ana, la mejor de la prueba precedente, Iván y Carlos lo harían en un plato dulce y José Mari, Michael y Andy en un plato salobre. Además, contaban con la posibilidad de percibir ayuda de uno de los aspirantes salvados, algo afín a lo que pasa en ‘Maestros de la costura’.

La ayuda de Luna

Al comienzo de su cocinado, Carlos solicitaba el delantal naranja a fin de que Luna bajara a asistirlo con su postre. La canaria decidía sin inconveniente vestirlo y estar 15 minutos cocinando al lado de su compañero, si bien esto suponía que Carlos perdería 15 minutos del cocinado, con lo que en vez de 75 minutos dispondría de 60. La ayuda no fue suficiente para Carlos, quien cometió múltiples fallos como abrasar la tartaleta, efectuar un merengue que no era merengue o bien fallar con el empleo del sifón.