Susana Molina ('La isla de las tentaciones') ha estado en busca y captura por la policía durante varios años

Susana Molina, la que fuera partícipe de ‘Gran Hermano’ y ‘La isla de las tentaciones’ en Mediaset, cuenta con un canal en la plataforma de vídeos del grupo en el que no duda en contar su cada día y descubrir asimismo sus experiencias más curiosas y surrealistas. Y eso es exactamente lo que ha hecho en el último de sus vídeos en el que cuenta la razón por la cual ha estado en busca y atrapa por la policía a lo largo de múltiples años. Una anécdota que en un inicio a ella le hacía gracia mas que se ha terminado transformando en un genuino inconveniente para ella y todos y cada uno de los que han estado a su lado en el último tiempo.

Molina ha explicado que cuando salió de ‘Gran Hermano’ como a ella no le agradaba demasiado efectuar bolos en discos, se hallaba con sus entusiastas en una serie de acontecimientos que organizaba una persona externa a la que tenía contratada. El inconveniente vino cuando la relación entre ella y sus seguidores se estrechó y comenzaron a sospechar que este organizador les estaba estafando dinero, algo que se confirmó poco después, cuando la persona en cuestión organizó asimismo una celebración en Nochevieja años atrás a la que asistió la propia Susana al lado de sus amigas. La partícipe de ‘La isla de las tentaciones’ verificó como lo que se le prometió por el costo que pagó no era lo que se había encontrado ahí, una protesta que asimismo le trasladó el dueño de ese sitio, que empezó una febril discusión con el supuesto estafador, al que acusó de haberle mentido.

Viendo todo esto, Susana Molina decidió desamparar el sitio y pasar la última noche del año en otro sitio, mas lo que poco podía aguardar es que este estafador iba a denunciarla por haberle agredido esa Nochevieja. «Me llegó un parte de lesiones (…) y se decía que yo era la culpable de una agresión que se produjo esta noche», cuenta Molina, confesando que en su día «todos nos reíamos porque no cabía en la cabeza, había testigos y era todo mentira». Pues bien, tiempo después y tras infinidad de inconvenientes por ubicarla, por último se llegó a contactar con y ella pudo asistir al juicio con este hombre, un proceso del que obviamente salió victoriosa en tanto que no había agredido a absolutamente nadie.

Buscada en sus viajes

Lo que poco podía aguardar es que por algún género de fallo esa busca y atrapa que se había empezado ya antes del juicio que ganó proseguía activa. De esto se dio cuenta cuando se hallaba de vacaciones con sus amigas. «Yo volvía de celebración en unas vacaciones, llamaron a la puerta del hotel (…) abrí y me hallé con 2 policías preguntando por mí (…) me contaron que estaba en busca y atrapa y me calmaron diciéndome que como no se me podía localizar, cuando supieron que estaba en el hotel asistieron», explicó Molina. Esta situación se ha replicado en los últimos tiempos en todos y cada uno de los hoteles o bien cobijes en los que ha estado Molina y es que conforme parece, toda vez que su nombre se registraba en el fichero del sitio en cuestión, la policía recibía la orden de ir a procurarla por ese juicio superado años atrás. Finalmente, Molina cierra su vídeo explicando que en el último año no se ha vuelto a reiterar esta situación en ninguno de sus viajes, lo que semeja señalar que por suerte, este fallo burocrático ha sido ya remediado por la parte de las autoridades, de manera que ha dejado de estar en «busca y captura» de ese juicio que ganó, como se le avisó meses atrás.