Susanna Griso pone en aprietos a Salvador Illa con una pregunta sobre las críticas a su gestión

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha sacado tiempo este jueves para entregar una entrevista a ‘Espejo público‘ y examinar la evolución de los 67 brotes de covid-19 activos en España en estos instantes. El representante del Partido Socialista Obrero Español ha asegurado que el Gobierno de España «todo el apoyo» a las comunidades autónomas por el hecho de que el virus «sigue ahí», si bien descarta en un corto plazo implantar nuevamente el Estado de alarma y el coherente confinamiento extendido.

Con todo, el ministro ha confesado su «preocupación» por los rebrotes, singularmente los de la región de A Mariña (Lugo) y Lleida. En esa zona de Cataluña se ha incorporado el empleo obligatorio de la mascarilla en los espacios libres. «La mascarilla en este país es obligatoria, salvo si se sostiene la distancia de seguridad y en casos en los que por motivos médicos no proceda llevarla. Si ciertas comunidades autónomas desean fortalecer este mensaje, no me semeja mal», ha meditado Illa.

Susanna Griso no ha dudado en reconocer que Illa se está transformando en un «ejemplo de moderación y buen tono» por sus intervenciones en el Congreso de los Diputados y en sus recurrentes apariciones públicas. «Se está viendo en esta entrevista y también en todas sus comparecencias anteriores», ha meditado la comunicadora.

Respuesta a los reproches

Griso asimismo le ha lanzado ciertas preguntas más tensas: «¿Le duele que le hayan reprochado en tantas ocasiones que no sea especialista en la materia? ¿Que sea diplomado en Filosofía y que por una cuota del PSC, de manera casual, pura carambola, acabara en el Ministerio de Sanidad y le ha tocado lidiar con la situación más difícil que ha vivido este país?», le ha dicho. «Es frecuente que haya críticas en política. Yo he tratado de hacer mi trabajo lo mejor posible y he tenido la suerte de localizar servidores públicos muy profesionales«.